sábado, enero 09, 2016

PREVIA Real Sociedad - Valencia. La hora de ganar

Vela, en el encuentro de la temporada pasada ante el Valencia.
Después de cuatro jornadas sin conocer la victoria, cerrando la primera vuelta y encarando de nuevo el tramo más amable del campeonato que se desperdició en el arranque de la Liga, es la hora de ganar (domingo, 16.00 horas, Anoeta, Canal + Liga). Sin excusas y por necesidad, porque todo lo que no sea sumar los tres puntos ante un Valencia en crisis y que, como la Real, ya ha sustituido al entrenador con el que comenzó la temporada, será un problema. El objetivo es romper esa racha sin sumar de tres en tres y no llegar al ecuador de la Liga alcanzando los veinte puntos, que extrapolados al campeonato completo daría para esos 40 que más o menos garantizan la tranquilidad. Lo contrario sería un golpe moral importante y acercaría demasiado los puestos de descenso, que ahora mismo siguen a tiro de piedra. Anoeta acoge dos partidos seguidos y es vital que, al fin, se convierta en el fortín que necesita todo equipo que quiera evitar problemas.

Las bajas que tiene Eusebio son las ya conocidas. No estarán ante el Valencia los lesionados Illarra, Granero, Zurutuza, Canales y Agirretxe, nada menos que cinco futbolistas en la enfermería, a quienes se suma un Raúl Navas que aún no ha debutado con la camiseta txuri urdin, lo que supone una merma de la capacidad de elección del técnico realista. En todo caso, y aún con la salida del equipo de Chory Castro, ya jugador del Málaga, para esta jornada el técnico manejaba una lista de veinte hombres, no demasiado alejada de los 22 o 23 que quiere tener a sus órdenes. Jonathas, que era duda, finalmente sí ha entrado en la lista de 18 convocados, como también lo han hecho los dos jugadores del Sanse que ya son habituales con Eusebio, el renovado Elustondo y Oyarzabal. La noticia positiva es el regreso de Zaldua y los que se quedan fuera por decisión técnica son Ansotegi y Oyarzun, el primero parece que en sus últimos meses de txuri urdin y el segundo a la espera de salir cedido en enero.

Contando con las ausencias, lo normal es que el once tenga mucho que ver con el que jugó ante el Rayo. Así, Rulli estará bajo palos. Hay pocas razones para pensar en cambios en la defensa, que volverían a formar Carlos Martínez y Yuri en los laterales con Iñigo Martínez y Elustondo por el centro. Markel repetirá como pivote y por delante de él, ante la ausencia de Illarra, el único cambio seguro en el once, formarán Pardo y Xabi Prieto. En la línea más ofensiva lo normal es que estén Bruma, que ha marcado en los dos últimos partidos dos auténticos golazos, Vela, del que el técnico ha hablado muy bien esta semana, y Jonathas, siempre y cuando esté totalmente recuperado. Si este no pudiera formar de inicio, lo normal es que sea Vela quien juegue en punta y que el puesto restante en el once se lo quede Oyarzabal. De esta manera, quedarían para el banquillo Oier, Zaldua, Diego Reyes, De la Bella y Héctor.

El empate en Vallecas no permitió a la Real un avance significativo en la clasificación, y sigue en la decimoquinta posición con 17 puntos, sólo dos más que el equipo que marca la frontera del descenso, un Sporting que tiene 15 y un partido menos, aunque este es contra el Barcelona y no será fácil que sume y acerque la zona de peligro al equipo txuri urdin. El Valencia, muy lejos de los números de la pasada temporada que coronó en la Champions, es décimo con 23 puntos, a cinco de la zona europea que ahora mismo cierra el Athletic en la sexta plaza. La Real sólo ha ganado más partidos en casa, dos, y sólo suma más puntos como local, ocho, que el Betis y el colista Levante, que sólo han vencido en una ocasión y han logrado seis puntos cada uno. El equipo txuri urdin, además, suma cuatro jornadas sin ganar, aunque tres de esos encuentros los ha jugado lejos de Anoeta. El Valencia no es muy eficaz lejos de Mestalla, pero ha sumado en cuatro partidos, dos victorias y dos empates, de los nueve que ha jugado como visitante. Ojo al dato, acumula siete jornadas sin ganar.

Real Sociedad y Valencia se han enfrentado en San Sebastián en partido liguero en 64 ocasiones, siempre en Primera División, y el balance arroja un saldo de 30 victorias para la Real, 13 para el Valencia y 21 empates. La mayor goleada txuri urdin sigue siendo el 7-1 del primer duelo entre ambos equipos, en la lejana temporada 1930-1931, cuando Bienzobas hizo cuatro goles y Cholín, Chivero y Garmendia redondearon la goleada local. El triunfo más claro del Valencia es el 0-3 de la campaña 1941-1942 y que repitió en la 1953-1954, aunque hizo un gol más, hasta el 2-4, en la 1943-1944, en plenos años de la Real como equipo ascensor. El Valencia estuvo 23 partidos sin conocer la victoria en San Sebastián, desde el 0-0 de la 1970-1971 hasta el mismo marcador de la 1993-1994. Desde el ascenso de la Real, el Valencia sólo ganó en una ocasión, en la 2010-2011 por 1-2, y desde entonces el equipo txuri urdin acumula cuatro sin perder, tres victorias y un empate.

Ese empate llegó, precisamente, en el último duelo entre ambos equipos, la pasada temporada, la 2014-2015. Y fue un resultado muy injusto. Fue, y exceptuando la remontada ante el Real Madrid, el único partido en el que se vio cómo quería Jagoba Arrasate que fuera la Real antes de que se le cesara. Desde el principio, el mejor jugador del partido fue el portero valencianista, Diego Alves, que evitó en numerosas ocasiones que la Real se adelantara. Eso lo hizo el conjunto che al cuarto de hora, cuando Carles Gil aprovechó una buena dejada de Alcacer. El empate llegó pasada la media hora de juego y su autor fue Canales. Fue un gol afortunada, porque ese balón del realista buscaba un remate de Agirretxe que no llegó, acabó envenándose y entró en la portería sin que esta vez Alves pudiera sacarlo. El cansancio dio opciones al Valencia y Zubikarai evitó el 1-2 con una parada extraordinaria, pero la Real reaccionó y fue el equipo que de nuevo mereció marcar en los minutos finales. El Valencia llegó líder a Anoeta y perdió esa plaza por el gran partido sin premio de la Real.