sábado, abril 11, 2015

PREVIA Real Sociedad - Deportivo. Ganas de Anoeta

Chory Castro en el encuentro ante el Depor de la 2012-2013.
Buena parte de la mejoría de la Real desde la llegada de David Moyes descansa en sus buenos resultados como local, con lo que después de dos partidos como visitante, en los que apenas se ha sumado un punto, ya hay ganas de Anoeta y de recibir la visita del Deportivo (domingo, 19.00 horas, Anoeta, Canal + Liga y Gol TV) para dar continuidad a las tres victorias consecutivas que suma el equipo txuri urdin en su estadio. El técnico escocés ha asumido en público que es casi imposible llegar a la séptima plaza y, por tanto, repetir la clasificación europea por tercera temporada consecutiva, con lo que el objetivo de aquí al final de la Liga es evitar la relajación, algo que sólo se puede conseguir sumando victorias para llegar lo más arriba posible a la clasificación mientras todos los jugadores tienen los minutos necesarios para que Moyes decida a quién quiere tener en su proyecto para la próxima temporada.

En lugar de esconder la convocatoria, lo que ha hecho Moyes en esta ocasión, aunque en la práctica viene a ser casi lo mismo, es facilitar una lista de 22 jugadores. De la misma se desprende que sólo hay una baja segura, la de De la Bella. Vela y Finnbogason, que son duda para el encuentro, sí están entre los escogidos en esta primera criba. Aunque eso puede formar parte de las tácticas de despiste habituales, cabe pensar que al menos uno de los dos sí estará disponible para el partido contra el Deportivo, ya que el técnico realista no ha llamado a ningún atacante nato del Sanse. Sí están el ya habitual Hervías y también Eneko Capilla, que se colaría así por tercera vez entre los mayores aunque todavía no haya debutado con el primer equipo. Por tanto, tendrán que ser cuatro los descartes. Estrada será uno de ellos y, dado que no son muchos los efectivos que tiene Moyes en ataque, es más posible que sean defensores. Un central seguro, y quedarían dos jugadores más por decidir.

Como Moyes va a mezclar la necesidad de competir y ganar con las oportunidades a todos los jugadores para tomar decisiones de cara a la próxima temporada, es difícil adelantar sus planes para el equipo titular, pero lo lógico es que el once se parezca mucho al que repitió durante varias semanas con éxito. De esta manera, es seguro que Rulli estará bajo palos, que Iñigo Martínez comandará la defensa y que los laterales serán Zaldua y Yuri. Ya con todos disponibles, Ansotegi parece tener más opciones de ser el segundo central. Pardo ya es un fijo, y a partir de ahí ya hay más dudas. Zurutuza, el jugador del primer equipo al que menos ha visto Moyes, tiene muchas opciones de seguir en el once, pero podría sustituir a muchos jugadores. Así, Markel, Granero, Xabi Prieto y Canales se jugarían las otras dos plazas del centro del campo. Chory Castro, que jugaría su partido número 100 con la camiseta txuri urdin, y Agirrexte, completarían el once. De las palabras de Moyes se deduce que Vela, incluso estando en condiciones para formar parte del grupo, empezaría en el banquillo.

Tras la derrota en el Calderón, la Real se quedó en la undécima posición con 37 puntos, a ocho de la séptima plaza que ocupa el Málaga pero con Athletic, Espanyol y Rayo por delante en esa carrera prácticamente imposible. Su rival, el Deportivo, es decimoséptimo, el último salvado, con 27 puntos, tres por encima del descenso, y llegará a Anoeta con entrenador nuevo, Víctor Sánchez. El equipo txuri urdin sería octavo si contaran únicamente los partidos jugados en casa, suma ocho victorias en quince encuentros y cuatro derrotas, sólo una de ellas, 0-1 ante el Rayo, desde que Moyes es su técnico. Ese fue la última derrota en Anoeta, después de eso un empate y tres victorias consecutivas en una racha que puede seguir creciendo. El Depor, por su parte, ha sumado fuera de casa los mismos puntos que la Real, diez, superando sólo al Córdoba, que ha logrado apenas siete. Los gallegos suman tres de los últimos 24 puntos en juego y sólo uno de los últimos doce en juego lejos de Riazor.

La historia dice que el Real Sociedad - Deportivo se ha disputado en 37 ocasiones, 32 de ellas en Primera División. En la máxima categoría, la Real venció en 15 de esos choques, empató en siete y perdió en diez. La mayor goleada txuri urdin sigue siendo el 7-1 conseguido en la temporada 1951-1952 con un gol de Barinaba y dobletes de Pérez, Igoa y Alsúa. La mayor victoria del Depor, por 1-3, se repitió en dos ocasiones, en las campañas 1968-1969 y 1994-1995. En Anoeta, el balance es mucho menos positivo para la Real, de hecho es completamente parejo: cinco victorias para cada equipo y seis empates. El cuadro histórico se completa con cuatro encuentros en Segunda, con un balance de tres victorias para la Real (la más abultada, el 4-2 de la 1940-1941 con goles de Bienzobas, Chechu y dos de Pedrín) y una para el Depor (1-3 en la 1963-1964), y dos duelos en fases de promoción, con una victoria para cada equipo, 1-3 para los gallegos en la 1939-1940 y 2-0 para los donostiarras un año más tarde.

Dado que el Depor ascendió a Primera la pasada campaña, el último enfrentamiento entre ambos equipos fue en la temporada 2012-2013. Y los gallegos sacaron aquel día un empate de Anoeta gracias a que la Real, por segunda jornada consecutiva y tras disfrutarlo en el Bernabéu, no pudo aprovechar la inferioridad numérica del rival. Con Elustondo formando pareja de central con Ansotegi por las bajas, el equipo de Montanier no estuvo bien en ninguna parcela. El Depor marcó aprovechando un error de Illarramendi, que no vio salida y decidió conducir el balón, Bergantiños se lo robó y asistió a Pizzi para que hiciera el 0-1. En una acción individual de estrella, Vela consiguió el empate antes de que llegara el descanso. La expulsión de Evaldo, a media hora del final y después de ver una segunda amarilla injusta, puso el partido de cara, pero Montanier demoró muchísimo los cambios, que ni siquiera agotó, y la Real no pudo inquietar al Depor, que aguantó el empate con bastante comodidad.