sábado, octubre 25, 2008

PREVIA Real Sociedad - Castellón. El pelotazo según Lillo

Lillo asegura que la situación actual "nos obliga a dar un pelotazo y tenemos que hacerlo cuanto antes". El pelotazo según Lillo no es el pelotazo sin sentido en el campo, sino un golpe sobre la mesa, un aviso a los competidores, una sensación y no un fin. Eso es lo que tiene que dar la Real este fin de semana frente al Castellón (domingo, 17.00 horas, Anoeta, sin televisión; una vez más, fuera de Donosti no tenemos opción alguna de ver a la Real). No quiere el técnico realista pensar en este partido como una cita vital en el caldenario, pero es obvio que tiene gran importancia. Son ya cinco semanas sin ganar y casi cuatro partidos completos sin anotar un solo gol. El fin de ambas rachas negativas es muy necesario para que lo que suceda en el césped vuelva a acaparar toda la atención en estos convulsos días. Eso sí es necesario.

La alineación, una semana más, sólo la conoce el técnico realista y puede ofrecer sorpresas, aunque por lo visto durante la semana parece previsible que la retaguardia la formarán Bravo en la portería, Castillo y Carlos Martínez en los laterales y Mikel González y Labaka como centrales. Dramé sigue sin contar con oportunidades, más allá de la que disfrutó en el partido copero de Vigo, y Ansotegi permanece lesionado y no entró en la convocatoria. También se da por seguro que el trío atacante estará compuesto por Moha, Necati y Díaz de Cerio. El turco, que aún no se ha estrenado como goleador, y el canterano, que lleva dos tantos pero acumula ya tantas jornadas sin marcar como la Real sin ganar, jugarán por primera vez juntos de inicio en Anoeta. Como bala de recambio, en el banquillo estará un Agirretxe que pide a gritos una oportunidad seria en el primer equipo.

Todas las dudas de la alineación titular parecen concentrarse en el centro del campo. Sergio, que ha tenido molestias durante la semana, ha entrado finalmene en la convocatoria y se ha mostrado dispuesto a arriesgar por las muchas bajas que tiene la Real por el centro. A las ya conocidas ausencias de Xabi Prieto y Elustondo (que tampoco estarán con seguridad la próxima semana en Tarragona), se suma Marcos, sancionado por las dos tarjetas amarillas, ambas por tirarse dentro del área, que le costaron la expulsión en Girona. Si el ex jugador del Alavés está en condiciones, será titular, probablemente junto a Markel y Aranburu. En la convocatoria ha entrado Illarramendi, que podría debutar con el primer equipo a sus 18 años.

La Real inicia la jornada en la undécima posición, pero está a tan solo tres puntos de los puestos de ascenso, que ahora mismo ocupan Salamanca (con una renta de seis puntos), Zaragoza y Hércules. La Real no puede acabar la jornada en puestos de ascenso, pero sí colocarse en una muy buena posición que haga olvidar males pasados. Para ello los tres puntos, y así seguir haciendo de Anoeta el fortín deseado, son imprescindibles. El partido supondrá el regreso a San Sebastián de Gari Uranga, que disputó 123 partidos con la camiseta de la Real en las siete temporadas en las que perteneció al equipo (incluyendo la que estuvo cedido en el Getafe, equipo con el que consiguió el ascenso a Primera) y anotó 10 goles. El ex realista, que ha reconocido esta semana que no recuperó nunca el nivel que tenía antes de su lesión en Sevilla en la temporada del descenso, no será titular en un Castellón que viene de golear 4-1 al Levante y que tiene un punto más que el conjunto txuri urdin.

Hasta la temporada pasada, sólo había un precedente entre estos dos equipos jugado en San Sebastián. Fue en la temporada 48-49 y se saldó con una contundente goleada a favor del equipo txuri urdin, nada menos que un 7-0. Alsúa, Bravo y Caeiro marcaron en dos ocasiones, y Ontoria cerró el marcador. Aquella Real acabó consiguiendo el ascenso gracias a que venció los 13 partidos que disputó como local en Atotxa. En Primera han sido siete los enfrentamientos entre Real y Castellón, cuatro de los cuales se saldaron con victoria local, y sólo uno con triunfo visitante, en la lejana temporada 43-44. La última visita del Castellón en Primera fue en Atotxa, en la campaña 90-91 y el resultado fue de 1-1. El gol txuri urdin lo marcó aquel día Atkinson.

La temporada pasada el Castellón se erigió en la mayor bestia negra de la Real, ya que le venció en los dos partidos. Contra este equipo se debutó en Segunda División y contra este equipo se vivió el primer golpe en la frente de una dura campaña. El Castellón, sin hacer gran cosa y exhibiendo sobre todo un poco de orden, ganó en Anoeta en la primera jornada de Liga con una comodidad asombrosa. La Real de Coleman no supo en ningún momento qué hacer en un encuentro decepcionante y que en absoluto devolvía a la afición la ilusión perdida con el descenso. Aquel día la gente salió de Anoeta tras ver un 0-2 justísimo y descorazonador, tras un partido que sólo dejó una buena noticia: el debut en el primer equipo de un tremendamente voluntarioso Carlos Martínez. Él fue el único que consiguió reactivar a la grada. Lo demás, sencillamente para olvidar.

1 comentario:

Atléti1903 dijo...

Buenas,la Real Sociedad,que tuvo un muy buen empieze,pero luego se desinfló,veremos si sube otra vez para arriba,saludos!
www.atleti1903.blogspot.com