domingo, julio 19, 2009

Los que están y los que no

Siempre me ha gustado mucho ver la fotografía del equipo. Me ilusiona, me trae recuerdos, me despierta sensaciones. Me vale la fotografía de cualquier partido, pero sobre todo me gusta la del primer entrenamiento de la temporada. No importa el sufrimiento que tengas acumulado de la temporada anterior, ver esa imagen despierta en mí de nuevo la ilusión de lograr los objetivos. De volver a Primera. Comparas esa foto con la del año anterior y ya te puedes ir haciendo una idea de los que están. Y sobre todo de los que no están. Para mí ha sido un alivio que en esta foto no esté Xabi Castillo. Nos hemos librado en el último suspiro, apenas por unas horas, pero yo no quiero que esté en la Real un jugador que no quiera vestir su camiseta. Castillo hacía meses que no quería jugar en el equipo txuri urdin, y con eso ha conseguido que muchos deseemos con mucha más fuerza que él no juegue aquí. La operación de su venta, además, me parece formidable. Vamos a ganar mucho dinero con un jugador por el que no íbamos a ver casi nada.

Además de la agradecida ausencia de Castillo (y la de Díaz de Cerio, aunque ésta ya se había asumido y agradecido hace tiempo; da pena pensar que algún día volverán a Anoeta y serán silbados, pero es el camino que ellos mismos han elegido), esta foto permite sacar otras conclusiones. La primera es una que llevamos demasiado tiempo viendo. Después de casi un mes de continua burla sobre la llegada de Johnathan Estrada, ahora parece que la actitud es la contraria. Ahora se apuesta por él como elemento ilusionante. Que si ha marcado un buen gol en el entrenamiento, que si deja detalles interesantes... Sigo sin entender esta espiral de opiniones e ideas contradictorias que nos rodea por intereses que no comprendo. Me temo que pasará lo mismo si Carlos Bueno se convierte finalmente en jugador de la Real. Todas las informaciones que se han publicado estos días se olvidarán, incluso se negarán, si ambos jugadores rinden y se convierten en los extranjeros que tienen que marcar la diferencia. Pero por lo visto interesa más difamar antes que conocer.

No voy a presumir de que conozco a jugadores a los que no he visto jugar nunca, ni siquiera a algunos que he visto poco, como Nsue. No sé si los nuevos elevarán el nivel de la plantilla, como tampoco sé la respuesta que ofrecerán los potrillos que suben del Sanse. Pero lo que sí sé es que esta plantilla, al margen de las decisiones que pueda no compartir del club y del director deportivo, o del rendimiento que dé el nuevo entrenador, Marín Lasarte (al que tampoco voy a juzgar sin conocer), me sigue gustando. Lo que conozco me gusta. Su base me ilusiona. Ya sé que a la mayoría no, que muchos prefieren pensar que la defensa es un coladero liderado por Labaka, aunque fuera la menos goleada de la temporada pasada. Ya sé que muchos creen que no tenemos capacidad de construcción en el centro del campo, despreciando lo que puede ofrecer lo que nos ha dado Zubieta. Que la mayoría apuesta por que Estrada y Bueno sean más como Dramé y Germán Herrera antes que como Savio y Nihat. Que Aranburu está acabado y que Xabi Prieto no será el líder de este equipo.

A mí, en cambio, me produce una enorme tranquilidad saber que tenemos cuatro de los mejores porteros de la categoría, que incluso son mejores que muchos de Primera. Me da igual a quién se pueda traspasar y quién jugará, confío por completo en los cuatro. Me gusta que mantengamos a los tres centrales de la temporada pasada, aunque sigo pensando que un Schurrer les haría crecer a todos una barbaridad. Me gusta, aunque sé que no es popular, que los laterales sean jóvenes y de la cantera. Me gusta el fútbol que puede generar el centro del campo, porque, sí, creo que tiene esa capacidad aunque la temporada pasada no la mostrara demasiado. Me gusta que Zubieta siga surtiendo a este equipo de jugadores interesantes, aún en las peores circunstancias y cuando muchos prefieren fijarse en los que se van antes que en los que se quedan. Me entusiasma que se quiera dar el liderazgo a Xabi Prieto, porque creo que puede y debe asumirlo, dejarse de excusas y demostrar de una vez por todas que es el mejor jugador de la categoría. Y me gusta mucho, muchísimo, que Agirretxe nos haya hecho olvidar tan pronto a Díaz de Cerio.

Obviamente, esta plantilla no es perfecta. Tampoco se ha terminado de construir, por otra parte. Pero se suele perder de vista con demasiada facilidad las circunstancias en las que vivimos. Estamos en Segunda División y en pleno proceso concursal. Hoy, por regla general, no vendrían a la Real jugadores como Savio, Mark González, Nihat o Kovacevic. Hoy sigue habiendo canteranos que cambian una carrera de txuri urdin por cinco minutos de fama en Primera. Y hoy no hay capacidad de fichar jugadores. Por eso, independientemente del resultado que den al final, el perfil de los jugadores que están viniendo es el único que se puede manejar: jugadores extranjeros de segundo nivel (como Estrada), suplentes en Primera (como Nacho) y jugadores jóvenes cedidos (como Fran Mérida o Nsue). La Real es grande, pero no confundamos la grandeza de su Historia con el momento actual. Estamos donde estamos y contamos con lo que contamos. Para mí puede ser suficiente si las cosas no se tuercen. Hace un año, Lillo sólo pedía que no hubiera lesiones. Yo pido algo más. Que además de no tener mala suerte, tengamos una pizca de la buena. Con eso, podremos subir. El 20 de junio de 2010, que nadie pierda de vista el objetivo.

4 comentarios:

Erik Bretos Loidi dijo...

Yo me sigo ilusionando, como cada temporada. Pero luego siempre me la pego. Este año mis ilusiones giran en torno a cinco jugadores: Prieto, Nsue, Viguera, Markel y Elustondo. No me preguntes por qué. Sensaciones... Un saludo!

http://eldivandelfutbol.blogspot.com/

cityground dijo...

A falta de concretar el fichaje de Bueno, me faltarían un interior izquierda y un defensa con experiencia y jerarquía, si puede jugar de central y lateral derecho mejor.

La plantilla no me disgusta, espero que no tengamos tantas lesiones como en la anterior temporada.

bictor dijo...

El inicio de cada temporada es para ilusionarse, pero la Real cuando la he visto jugar, no ha hecho malos partidos, lo que a veces le ha faltado definición, acierto y ese punto de suerte.

Me gustaría crear un enlace entre tu blog y el mío si estas interesado en ello.

Te dejo el link
www.areadegol.wordpress.com

Gracias. Saludos!

Juan Rodríguez Millán dijo...

Erik, me alegro de que te ilusiones. A mí me pasa lo mismo, aunque luego al final pase lo que pase... A ver si se cumplen tus sensaciones.

Cityground, yo llevo tiempo pensando que falta un Schurrer. Se supone que un interior zurdo va a llegar y también se busca otro delantero más. A mí también me gusta la plantilla. Pero luego viene el factor suerte...

Bictor, han faltado esas cosas, desde luego. No jugábamos mal, pero tampoco nos terminábamos de imponer. Me pasaré por tu blog, gracias por tu visita.